He empezado el año contento, he sido nominado a los premios Quijote de Fotografía que otorga Afoprocam, la Asociación de fotógrafos profesionales de Castilla La Mancha. La foto nominada corresponde a un retrato que hice durante un reportaje realizado en Camboya a mediados del año pasado, concretamente en la zona de Siem Reap.

 

Para los que quieres saber un poco más de la imagen contaré brevemente como fue. Había pedido a nuestro conductor de tuc-tuc que se alejara de las zonas turísticas de la ciudad y que me llevara a zonas de viviendas de campesinos, a lugares con algo menos de ajetreo y donde pudiera fotografiar cómo es la vida de las familias más humildes de Camboya. Era tarde, fotográficamente hablando, pronto anochecería y me quedaría sin luz. Sin más, cuando estábamos buscando el camino de vuelta hacia el hotel, pasamos al lado de una casa donde había un hombre sentado fumando. No me lo pensé, pedí al Et (el conductor) que parara y le dije que me ayudara con la traducción para indicar a ese hombre que quería hacerle una foto. Así que me puse a ello… La verdad es que el hombre estaba un poco asombrado al ver que un occidental quisiera hacerle una foto a él, que estaba pasando la tarde tranquilamente…  Al principio costó un poco, no entendía bien lo que quería, pero finalmente con un poco de paciencia conseguí lo que quería.

 

No fue fácil hacer aquella foto la verdad, por la luz, el entorno, el idioma… pero se hizo. Tal fue el tiempo que empeñé en hacer aquel retrato que se se hizo complétamente de noche. Montado ya en el tuc-tuc y contendo por la fotografía, el sorprendido fuí yo cuando Et me dijo que se había perdido y no sabía cual era el camino de regreso (no están muy acostumbrados a alejarse tanto de las zonas turísticas). Al final, preguntando a unos y otros pudimos llegar al hotel.

 

Por lo que respecta a la nominación tengo que decir que estoy muy contento de que se haya considerado mi trabajo y esté entre los finalistas. Toca esperar al próximo día 22 de febrero, a la entrega de premios en Toledo, para ver si gano o no… en cualquier caso y como digo siempre: la nominación en sí ya es el premio, así que gracias a Afoprocam, al jurado, a Camboya… y sobre todo a Et y a aquel hombrecillo.

 

Jesús

 

Jesús Vecino fotoperiodista español

2014-01-28T12:55:16+00:00